Ser verde es rentable

Ser verde es económicamente rentable

Una de las razones que suelen dar las personas más negacionistas del cambio climático es la economía. Se tiende a pensar que si optamos por un modelo de energías limpias la economía puede verse afectada, tanto a pequeña como a gran escala. Sin embargo, una nueva investigación publicada por la Universidad de Oxford ha confirmado que ser verde es económicamente rentable.

El estudio expone que «los países que tienen el objetivo de alcanzar el ‘cero-neto’ de emisiones de carbono para el año 2050 pueden lograrlo manteniendo, al mismo tiempo, la neutralidad climática». La Unión Europea se propuso este objetivo para cumplir con el Acuerdo de París Dicho acuerdo busca limitar el incremento de la temperatura media mundial a los 2ºC en comparación con los niveles preindustriales.

En este estudio se expone que estos objetivos se pueden lograr sin que cese en ningún momento el crecimiento económico. Sin embargo, esta opinión no es compartida por la totalidad de científico@s y economistas del mundo.

Según Oxford, ser verde es económicamente rentable

El estudio toma como punto de partida el periodo comprendido entre los años 1990 y 2016, en los que la economía europea creció más de un 50%. En dicho periodo, las emisiones de gases de efecto invernadero disminuyeron un 50%, especialmente las de dióxido de carbono.

Como exponen los investigadores, en 2010 la eficiencia energética habría avanzado lo suficiente como para que la demanda de energía primaria solo aumentase un 30% sobre los niveles del año 2020. Por otro lado, asumieron que el avance de las renovables permitirá la producción de 7 veces más energía que la que se usó en el mundo en 2010.

«Los resultados de este estudio muestran que, con legislaciones duras, el objetivo de los 1,5 °C de calentamiento global para el año 2100 es factible. Además, se puede conseguir con un crecimiento económico robusto», explica el estudio. Para conseguirlo, las políticas de los países deben enfocarse en aumentar sustancialmente la eficiencia de la generación de energía y otros recursos. Además, también deben hacer hincapié en el rápido desarrollo de tecnologías ‘bajas en carbono‘.

Así, ser verde no es económicamente rentable, pero necesita del esfuerzo y la voluntad de tod@s. El debilitamiento de la economía con un modelo económico basado en las energías renovables ha quedado refutado. Así, este estudio expone que es el momento de pasar a la acción. Podemos realizar este cambio sin temor a que pueda afectar a las economías de los países.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.